UN DÍA A LA VEZ
viernes 8 enero 2021

UN DÍA A LA VEZ

Lo desconocido genera incertidumbre y éstas causan presiones. Recuerdo un caso, que visité a un joven que estaba en terapia intensiva. Su esposa me comentó que se había desvanecido de repente. Detectaron que padeció un surmenage a causa del estrés acumulado. Esa tensión crece y hace al cuerpo colapsar.

En Mateo 6:33-34, Jesús dice: “Más buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas. Así que, no os afanes por el día de mañana, por el día porque cada día traerá su afán. Basta cada día su propio mal”. Aunque seamos personas que se proyectan a futuro, el Señor quiere que vivamos un día a la vez. Quiere decir que, si hoy no te fue bien, mañana tendrás otra oportunidad. Y vivir así, lo podemos hacer de la siguiente manera:

 

1- Enfrente los problemas.

Hay personas que suelen posponer los problemas. Hay un libro, “Tráguese ese sapo”, que habla de las personalidades de los sapos. Y están los que andan dando vueltas y no se los pueden tragar. Así suelen ser algunos, dan vueltas para no enfrentar los problemas. El no asumir responsabilidades, genera estrés. Si quieres salir adelante y vivir en paz, quita de tu vida eso que venís arrastrando hace tiempo.

Hay un refrán en Centroamérica que dice: “Poco a poco, se come el coco”. Así debemos enfrentar la vida, de a poco. Si no, los problemas pueden durar una eternidad.

Aprovecha para pasar tiempo con tu familia. El mañana está en manos de Dios. Ponete al día, enviando ese whatsapp pendiente a un amigo o familiar. No pierdas la oportunidad de sacarle el jugo a la vida. Que no se te escape por la ansiedad.

 

2- Ocuparse y no preocuparse en la vida.

Reconozcamos que tenemos límites, decir que no podemos todo solos. Admitir que somos imperfectos. Tenemos la necesidad de apoyarnos en otros, más aún en tiempos de pandemia. Dales utilidad a las diversas aplicaciones que nos acercan por medio de una pantalla y apoyate en oración. Como dice la palabra, amándose los unos con los otros.

 

3- Descubra la operación sobrenatural de Dios.

Buscar el reino de Dios en primer lugar, es el secreto para hacerle frente a la ansiedad. Así como cuando te bañas, que comienzas por la cabeza hasta los pies, comienza por Dios a la cabeza.

Tomate un tiempo de oración, por quienes salen a trabajar luchando por el coronavirus. Por profesionales de salud, seguridad, entre otros. Y déjate envolver por el amor de nuestro padre celestial. Pidiendo por ellos, demostrarás amor y te sorprenderá como amaras a tu familia.

Dios creó la vida para brindar amor, superarse y sentirse bien. No existe vida sin problemas. Pero no debemos tender a desesperarnos en buscar una solución inmediata. Se resolverá en buscarlo a Él en primer lugar y confiar en sus promesas. Tenés 24 hs por día, usalas con sabiduría. Y cada día, es una nueva oportunidad.

 

Compartir

Noticias relacionadas

EL LEGADO DE CHARLES FINNEY

Pero después comenzó a orar. Cuarenta años más tarde, recordó de esta manera su conversión: "El Espíritu Santo descendió sobre mí con tal fuerza que parecía que me traspasaba el cuerpo y el alma. La impresión fue como de una ola de electricidad que m...

Seguir leyendo...